miércoles, 15 de junio de 2016

Por supuesto que la reforma educativa de EPN es privatizadora, pero la izquierda no sabe por qué

Por Victor Hernández

Me comentaron que un lambegüevos del PRI se puso a defender a la reforma educativa de Enrique Peña Nieto de las acusaciones que hicieron en La Jornada de que la susodicha reforma es privatizadora. Por consigna, desde luego, porque para eso le dan chayote de los impuestos que usted paga.

El tema me pareció pedorro. Obviamente la reforma es privatizadora, y sólo los muy lambiscones, muy ignorantes, muy cínicos y muy pendejos lo niegan. Pero hoy no tengo mucho qué hacer así que voy a señalar por qué la reforma educativa es privatizadora, algo de lo cual en la izquierda todavía no se han dado cuenta y sólo usan el término "privatizador" porque es su frase de cajón para cualquier cosa sin saber de lo que hablan. Va entonces:

PRIVATIZADORA PERO PRIMERO DE CONTROL MAGISTERIAL

Antes que nada debe quedar claro que el primer objetivo de la reforma educativa es controlar al magisterio para que no se oponga a las privatizaciones, represiones y cochinadas varias de Peña Nieto que han hundido al país. Esa es precisamente la razón por lo cual lo primero que hizo Peña Nieto cuando llegó al poder fue dar un quinazo contra Elba Esther Gordillo, quien amenazó a Peña Nieto con levantarle al magisterio. Peña puso a un pelele a modo en el SNTE y santo remedio.

Pero la CNTE no se somete al SNTE, así que para Peña Nieto era necesario encontrar la manera de tenerlos amenazados para que no se le levataran. Esa fue la verdadera razón de la reforma educativa. Amenazar a los maestros con el despido usando de pretexto una "evaluación" a la cual el propio Peña Nieto estaría dispuesto a someterse.

Así que empecemos por dejar claro que esa era la razón principal de la reforma educativa. La parte de la privatización es secundaria a ese objetivo.

PRIVATIZACIÓN AMERICAN STYLE

Donde la reforma educativa sí es privatizadora tiene tres componentes. El primero, que es el que vamos a ver en este punto, es el hecho de que el uso de las "evaluaciones" es el mismo ardid que usó George W. Bush en su administración para privatizar la educación pública en Estados Unidos.

Bush impuso una serie de reglas y exámenes estandarizados a las escuelas públicas de Estados Unidos para determinar cuáles tenían bajas "problemas" por calificaciones bajas. A las que tenían calificaciones bajas les recortaban el presupuesto, lo cual tuvo como resultado un deterioro mayor de la educación pública en Estados Unidos.

Bush ofreció además darle dinero del erario a escuelas privadas para que los padres de familia que no querían a sus hijos en escuelas públicas por la mala propaganda que les hizo lo de cortarles el presupuesto, pudieran mandar a sus hijitos idiotas a que les dieran "educación de calidad." En esas escuelas privadas el erario les da dinero por cada estudiante, tal y como ocurre con las cárceles privadas de Estados Unidos, donde a las empresas propietarias de las cárceles les dan dinero por cada preso.

Lo cual es una idiotez, ya que en vez de darle el presupueso a las escuelas públicas para que mejoraran, y en vez de mejorar las condiciones de vida de los estudiantes para que tuvieran un mejor desempeño, simplemente los mandaron a escuelas privadas donde todo siguió igual, ya que la educación en Estados Unidos no ha salido de su deterioro.

Obama, por cierto, ha continuado con la poítica de escuelas privadas que se popularizó en el gobierno americano con Bush.

El detalle con estas escuelas privadas de Estados Unidos es que las hacen parecer como si fueran públicas. No se cobra por colegiatura, por ejemplo, y el 60% de los estudiantes son de bajos ingresos. Pero el negocio no es está en la colegiatura, sino en el dinero que le da el gobierno a esas escuelas y en el hecho de que esas escuelas no admiten maestros sindicalizados.

Y como dije, esas escuelas no ofrecen una mejor educación que las escuelas públicas de Estados Unidos. No existe una sola evaluación educativa en Estados Unidos que indique un mejor desempeño de los estudiantes en una escuela privada que en una escuela pública. La única diferencia, como dijimos, son las ganancias que hacen las empresas que reciben dinero del erario para mantener esas escuelas, pero sin maestros sindicalizados que exijan mejores consiciones laborales o mejores sueldos.

EL JUEGO DE LA PERCEPCIÓN NEGATIVA

La segunda razón por la cual la reforma educativa de Peña Nieto es privatizadora es porque pretende generar la percepción de que la educación pública en México es pésima y por lo tanto se debe reemplazar con algo. ¿Con qué? Pues con escuelas privadas.

Al alegar que los maestros de las escuelas públicas no pasan la evaluación, generan la percepción de que, al igual que Pemex, como "no funciona" entonces mejor hay que privatizarlo o darle dinero público a escuelas privadas. Lo cual es, como todos en la derecha, un engaño.

Porque, OJO: Con las escuelas privadas no se meten. La reforma educativa lo que buscaba era que maestros de escuelas públicas pudieran ser despedidos y que disidentes no pudieran ascender en el escalafón educativo. Pero nunca escuchamos cómo les va a los maestros de escuelas privadas.

Ah, porque OJO: Hay becas de la SEP para escuelas privadas. Los padres de familia sólo tienen que solicitarlas, además de que pueden deducir de impuestos 12 mil pesos de colegiatura privada. Pero de la calidad de las escuelas privadas nadie dice nada, ni nadie se queja ante PROFECO que las escuelas privadas cobren lo que cobran a pesar de que la calidad de la educación es igual o peor que la calidad de las escuelas públicas.

Obvio: Lo que se busca es que los mexicanos crean que la educación pública es mala y, como Pemex, debe privatizarse.

Y ese ha sido, en efecto, el resultado mediático de la reforma educativa; que la opinión pública crea que la educación privada es mejor cuando no es el caso.

PRIVATIZACIÓN IDEOLÓGICA: REEMPLAZAR MAESTROS DISIDENTES CON MAESTROS QUE OBEDEZCAN A LA DERECHA

La verdadera razón por la cual el membrete de Claudio X González "Mexicanos Primero" se empeña tanto en que se imponga a huevo la reforma educativa de Peña Nieto es porque de esa forma se pueden despedir a maestros disidentes y se pueden reemplazar con maestros agachones que obedezcan y enseñen como verdad absoluta lo que les ordene la derecha.

Recordemos una cosa: a partir de que llegó el PAN al poder la derecha ha estado tratando de cambiar la historia de México, minimizando la conquista de México (como si nunca hubiera pasado), ineventando que con Fox ya hay democracia en México (a pesar del fraude Soriana de Peña Nieto), y haciendo todo lo posible por lavarle el cerebro a los estudiantes de las escuelas públicas, como ocurre en las escuelas privadas.

¿Por qué? Pues porque la derecha sabe que sólo podrán imponer sus marranadas si el pueblo mexicano está condicionado desde niño para ver como algo normal que se privatice el petróleo, que se paguen sueldos bajos, que se aplaste a los trabajadores, y que se reprima al que proteste, y que todos deben obedecer al gobierno, a los ricos y a los europeos.

Pero con un magisterio crítico, que pelea por sus derechos, la derecha jamás logrará que los mexicanos sean reprogramados para aceptar una mayor privatización de los recursos públicos ni más abusos de la derecha.

PENDEJEZ EN LA IZQUIERDA Y MISERIA HUMANA EN LA DERECHA

Lo más lamentable de esto es que en la izquierda nisiquiera saben por qué la reforma educativa es privatizadora. Son tan brutos y tan borregos que se limitan a repetir como pericos que X o Y es "privatización" sin saber por qué, o de plano acusan de privatización lo que sea sólo porque esa es la propaganda de izquierda de cajón para lo que sea.

El Fisgón, por ejemplo, le hizo propaganda a Morena en el DF para el constituyente asegurando que el PRD buscaba privatizar quién sabe qué cosa, cuando no era el caso.

Pero como la palabra "privatización" funciona bien para alebrestar a la borregada, pues El Fisgón y los fans de Morena la usan para lo que sea aunque no venga al caso.

Lo mismo hacen Pedro Miguel, Julio Herández López, y demás maraqueros de Carmen Lira en La Jornada. Repiten a lo pendejo cualquier jalada sin decir por qué y nadamás para hacer propaganda política.

Y en la derecha, como son unos miserables y unos hijos de puta, se aprovechan de la pendejez de la derecha para imponer su propia ignorancia y miseria moral para atacar a la izquierda y tratar de confundir a la opinión pública para que crea que no hay intención de privatización en la reforma educativa cuando sí la hay.

Porque si a Claudio X González y a los textoservidores que le pulen el escroto a Peña Nieto de verdad les importara la calidad de la educación en México, no estarían tratando de culpar de todo a los maestros; estarían exigiendo que le dieran más presupuesto a las todas escuelas públicas mexicanas, empezando por las más pobres de Guerrero, Oaxaca, o Chiapas, donde ni techo hay y tienen que tomar clases en pisos de tierra en chozas de troncos y láminas carcomidas.

¿Por qué Claudio X Gónzalez jamás ha exigido al gobierno que se les de desayuno y comida a todos los niños en las escuelas públicas del país? ¿Por qué jamás ha exigido que le pongan agua potable y baños a las escuelas rurales de Guerrero? ¿O por qué jamás ha exigido que se mejore las condiciones económicas de los niños y de los maestros para que ambos puedan tener un mejor desempeño?

¿O por qué Claudio X González, Televisa, y TV Azteca no piden que les quiten los privilegios fiscales a las grandes empresas con la condición de que el dinero para que se le pueda asignar más presupuesto a la educación pública?

Pues porque la educación pública les vale TES KILOS DE AUTÉNTICA VERGA. Lo que les importa es que se haga lo que se les hinchen los güevos. Y si de refilón pueden hacer dinero poniendo escuelas privadas una vez que se den las condiciones, entonces mejor.

(No las ponen ahorita porque si lo hicieran se les iría encima la opinión pública y quedarían exihibidos por lo que realmente quieren, como ocurre con la reforma energética privatizadora.)

No; para Claudio X González y demás zátrapas de la derecha lo que quieren es imponer a macanazos su visión privatizadora de la educación. De ahí que ataquen tanto a la CNTE y exijan tanto que Peña Nieto no los deje protestar.

¿Quedó claro por qué la reforma educativa de Peña Nieto es privatizadora?

Ahora bien, OJO: La CNTE no está logrando nada con su estrategia de bloqueos, gritos y sombrerazos. En Oaxaca lo único que lograron fue que se dividiera el voto opositor y el PRI que los reprimió en 2006 regresara al poder.

La estrategia de la CNTE ha sido de una torpeza tan lamentable que simple y sencillamente no se puede en buena conciencia apoyarlos para que sigan recibiendo agresiones. Yo no lo pienso hacer. Y Morena hace mal en apoyar el que la CNTE se siga poniendo de pechito para que los agredan sin lograr nada tan sólo por una pepena electoral que nisiquiera les dio suficientes votos y, por el contrario, le ayudó al PRI.

Y obviamente la derecha ahora ataca a AMLO tratando de asociarlo con la violencia en la que se ha visto envuelta la CNTE. Aurelio Nuño porque cree que así podrá ser candidato a la presidencia en 2018 (es tan pendejo que no se ha dado cuenta de que aunque lo fuera, Nuño quedaría en tercer lugar), y los medios lambiscones a cambio de chayote de Los Pinos (aunque hay uno que trata de medio defender a AMLO por el temor de que al perder el PRIAN en 2018 le quiten el chayo).

Así que si ustedes quieren señalar el aspecto privatizador de la reforma educativa, aquí está la información que no les han dado ni en La Jornada, ni en Proceso ni en El Chamuco, ni con Aristegui.

Y si quieren defender a la CNTE, háganlo señalándoles que tienen que cambiar de estrategia. Por ejemplo, promoviendo una consulta ciudadana en 2018 para echar abajo la reforma educativa o por lo menos para eliminar sus componentes más dañinos.

Porque si siguen con los bloqueos, los gritos y los sombrerazos, lo único que van a lograr es que la gente les termine dando la espalda.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario